28 Septiembre 2016

La Bioneuroemoción® y la Biodescodificación®

La Bioneuroemoción® y la Biodescodificación®

La Bioneuroemoción® propone una forma de entender la vida y, bajo esta premisa, su planteamiento está vivo, tan vivo como la vida misma. 

 

La vida implica cambio, transformación y evolución. La Bioneuroemoción® tiene su propio metabolismo para procesar las informaciones y las influencias de las que se alimenta y a medida que las asimila va generando su propia homeostasis. Es decir, como cualquier otro ser vivo, tiene la capacidad de mantener su propio equilibrio dinámico interno mientras está en constante intercambio con el exterior.

El principio fundamental de la Bioneuroemoción® es la unidad: todas las cosas están interconectadas, no separadas. La Bioneuroemoción® sostiene que la verdadera naturaleza de la realidad es no dual, no-dos.  Al igual que la corriente Advaita, proclama que la dualidad no es más que una creencia producida por la ignorancia de la naturaleza de la realidad, no un hecho.  La dualidad separa la materia de la energía, sin embargo, desde el punto de vista del pensamiento no lineal la materia es energía en un estado diferente. Para la Bioneuroemoción® todo es acausal, en la vida sólo se dan sincronicidades.

La Bioneuroemoción® se enmarca en una visión humanista que aborda al ser humano como un todo conectado con todo. Bajo este punto de vista holístico todo lo que le sucede a una persona está relacionado entre sí: sus pensamientos con sus emociones, sus emociones con sus proyecciones y sus proyecciones con sus memorias transgeneracionales. Por eso, la Bioneuroemoción® abarca todos los ámbitos de la vida de la persona, además de su salud, sus relaciones y sus experiencias. Y cuando alguien viene a consulta es un cliente o un consultante, nunca un paciente. Las personas que vienen a una consulta en Bioneuroemoción® están dispuestas a participar en su propio proceso, dispuestas a pasar a la acción.

Encontrar la resonancia de las situaciones que vivimos con las situaciones vividas por nuestros ancestros es fundamental para ampliar nuestra conciencia. La Bioneuroemoción® parte de la base que nada está bien ni mal sino que todo es perfecto porque todo está en resonancia.  En este sentido, no se trata de cambiar programas transgeneracionales sino de trascender la información para ampliar conciencia. Cuando ampliamos la conciencia el campo cuántico nos envía información que se corresponde con ese cambio. Por eso es una forma de entender la vida porque cada uno vive en relación a su nivel de consciencia.

La Biodescodificación® se autodefine en su página web como “una terapia complementaria no invasiva que se centra en los conflictos que han vivido las personas” y, en este sentido, aborda la curación bajo una mirada dual y lineal. Se centra en los códigos de la biología, síntomas y enfermedades, y los relaciona con situaciones de conflicto que ha vivido la persona. Es una forma de observar la enfermedad y, en este sentido, se centra en la salud y busca la curación.

Para la Biodescodificación® es importante el árbol genealógico para identificar las memorias que tienen relación directa con la manifestación de un síntoma o enfermedad. Aporta estrategias para poder cambiar la información correspondiente a los programas  de los ancestros. Busca soluciones conductuales que puedan dar respuesta a preguntas que empiezan por cómo, cuándo y de qué manera.

En la Biodescodificación® se habla de pacientes, de terapeutas y se dirige a todas aquellas personas con experiencia en diferentes terapias y  especialmente, a los que son profesionales de la rama sanitaria: médicos, enfermeros o psicólogos.  Y cada uno de  ellos, una vez se ha formado se puede especializar en algún ámbito en concreto relacionado con la salud. Este planteamiento sólo puede darse bajo una percepción dual de la realidad.

Para el desarrollo y evolución de la Bioneuroemoción® es imprescindible alimentarse de otras fuentes, estar en contacto con diversas corrientes de pensamiento y prestar atención a las teorías que ofrecen una mirada diferente a la convencional sobre el ser humano y su idiosincrasia. Por eso, en sus inicios, entre muchas otras disciplinas, se interesó por la Descodificación Biológica y su abordaje de la enfermedad. La Bioneuroemoción® sigue en evolución y su proceso de transformación la acerca a la mirada no dual en la que todo está relacionado y en la que no se pueden separar las vivencias de los pensamientos porque vivimos en resonancia.